Lunes, 02 Marzo 2015 14:44

Tabaré Retorna a la Presidencia de Uruguay

Escrito por MARÍA BELÉN SERRA (*)
Valora este artículo
(1 Voto)

Tabaré Vázquez llega por segunda vez a la presidencia de Uruguay, con un férreo compromiso de continuidad de las políticas sociales y económicas de José Mujica, pero imprimiendo un sello personal que destaque el activo rol del nuevo presidente en la vida política uruguaya.

Luego de asegurar la continuidad del Frente Amplio, triunfando sobre su rival en las elecciones del pasado noviembre, Vázquez sucede a Mujica en un contexto muy particular para el país.

Sus desafíos se suceden en múltiples áreas de interés: educación, infraestructura, salud e inseguridad. Desde la perspectiva económica, se busca seguir manteniendo un ritmo de crecimiento acelerado, que ha promediado un 6 por ciento en la última década, desmarcándola de los tiempos de desaceleración en la región.

Temas domésticos sensibles serán retrabajados a lo largo del mandato, como la despenalización del aborto y el consumo de marihuana

Con un estilo más tranquilo y protocolar, Tabaré Vázquez busca continuar la línea política del gobierno de Mujica, intensificando algunas políticas públicas y replanteando otros posibles escenarios. En su primer gobierno, se destacó por poseer un perfil altamente “ejecutivo”, caracterizado por una capacidad de decisión rápida y asertiva. Al finalizar su mandato entre 2005-2010, poseía un 70% de aprobación popular, demostrando su capacidad de liderazgo. Sin embargo, durante su primer mandato algunos criticaron la centralización de los temas y un espacio reducido para la discusión de las ideas, lo cual intentará ser revertido en este nuevo gobierno.

En el escenario internacional, se buscará continuar las políticas sociales que han sido la base del capital político del Frente Amplio, pero además tendrá el desafío de ampliar la integración latinoamericana Mujica y recomponer sus relaciones con Argentina, un país clave para la pequeña economía del país.

Temas domésticos sensibles serán retrabajados a lo largo del mandato, como la despenalización del aborto y el consumo de marihuana, debates heredados de la era Mujica, y que hoy presentan gran interés en el seno de la sociedad uruguaya.

La asunción de Tabaré Vázquez marcará un momento histórico muy particular para Uruguay, país que a pesar de poseer problemáticas comunes con la región latinoamericana (como la pobreza, el desempleo o la inseguridad, entre otros), participa activamente en foros regionales e internacionales en pos de buscar soluciones concretas y vislumbra un futuro próspero.

 

(*) investigadora de la Fundación para la Integración Federal

Inicia sesión para enviar comentarios